18 de noviembre de 2015

Lo que de verdad Importa

Si has vivido una situación límite, muy límite, en tu vida, seguro que al superarla tus prioridades han cambiado radicalmente, tu forma de ver los problemas y de enfrentarte a la vida…Eso cuentan todos los que han pasado por algo muy duro, pero ¿por qué hace falta que nos pase algo así para valorar lo que de verdad importa?

A esa reflexión llegó María tras leer el Diario de Nicholas Forstmann, lo comentó con sus amigas Carolina, Pilar y Fátima pensando ya en un proyecto de comunicación de Lo que de Verdad Importa a los jóvenes. Pilar había visto un vídeo del arquitecto mexicano Bosco Gutierrez Cortina que había pasado por una situación muy límite (estando secuestrado en un zulo de 3m cuadrados) y contactaron con él,  siendo el primero que se sumó al proyecto de organizar un Congreso para ayudar a descubrir a los jóvenes, qué es lo que de verdad importa en la vida.

A partir de ahí, mucho trabajo (el congreso sería y es gratuito para los asistentes), esfuerzo, ganas e insitencia hicieron que se desde 2007 se hayan podido celebrar más de 40 en 11 ciudades diferentes, un congreso inspirador para que los jóvenes reflexionen sobre lo que de verdad importa.

Había oído hablar de este proyecto porque mi madre asistió el año pasado en Palma de Mallorca, pero lo cierto es que no conocía realmente sus orígenes y evolución. Cuando me contactaron para iniciar una colaboración me interesé por el proyecto y no pudo atraerme más…Necesitamos una juventud ilusionada y concienciada, de muchas cosas, pero, sobretodo, de lo que de verdad importa.

Así que no lo dudamos y nos pusimos manos a la obra; hemos customizado una de las puertas del ratoncito Pérez con el color de la fundación y el corazón de su logotipo.

Oui Oui-puerta ratoncito Perez-Lo que de verdad importa (2)

Para nosotros resultó muy gratificante colaborar con ellos pues en gran parte las puertas del ratoncito Pérez están vinculadas a lo que de verdad importa; la salud y la familia. Cuando mi padre se presentó un día con la idea de las puertas materializada en aquellas cinco puertas para el ratoncito estaba pasando una época complicada; en diálisis esperando un trasplante de riñón, era invierno y a él, que no es mucho de salir a hacer planes en Madrid (en eso no he salido a él, está claro..jeje) se le hacía un poco cuesta arriba no poder estar feliz e independiente en la Sierra, donde está su sitio, así que todo el trajín del éxito de las puertas en aquel invierno de 2012-2013, de no parar de lijar, pintar, pegar y de ver cómo una simple idea que surgió un día en Lozoya se estaba convirtiendo en la ilusión de mucha gente por tener en sus manos una de sus puertas hizo que esos meses de espera en los que hubo algún que otro susto, bajones y mucha incertidumbre, pasaran de una forma más rápida, o al menos, menos pesada. En junio de 2013 llegaba el regalo de una generosa persona y su familia, y desde entonces tenemos más presente lo que de verdad importa…

Es nuestra primera colaboración solidaria con las puertas del ratocnito y no será la última, el tiempo nos ha impedido empezar con este tipo de acciones antes, pero teníamos muchas ganas.

Estas puertas sólo estarán a la venta en los congresos de Lo que De Verdad Importa, para, con lo recaudado, ayudar a financiar los proyectos de su Fundación y el primero de ellos en el que estaremos será el martes que viene, 24 de noviembre en Madrid, yo no me lo pierdo, si quieres asistir o quieres tener más información, puedes pinchar aquí

Oui Oui-lo que de verdad importa madrid 2015-puerta ratocnito perez lo que de verdad importa-puerta ratocnito solidaria

Lo que de verdad importa es valorar lo que tienes y tener la conciencia tranquila, Rafa Nadal.

¿Qué os ha parecido? ¿Habéis asistido a alguno de los congresos de Lo que de verdad Importa?, en un par de semanas os cuento mi experiencia!



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.